La cadena CNN y el diario británico Financial Times reportaron que la oposición planea poner fin al gobierno interino liderado por Juan Guaidó a partir de enero de 2023.

Juan Guaidó, el líder antichavista reconocido como presidente encargado de Venezuela por 50 gobiernos del mundo, descartó este viernes que su gobierno interino se acabe hasta que se celebre “una elección libre” en su país.

Dos medios de comunicación, la cadena estadounidense CNN en su versión en español y el diario británico Financial Times, publicaron sendos reportajes donde se advertía de la posibilidad de disolución del llamado gobierno interino opositor a inicios de 2023.

Los partidos que adversan al chavismo denunciaron en enero de 2019 la usurpación de la presidencia por parte de Nicolás Maduro y respaldaron entonces la asunción como mandatario interino del entonces líder del Parlamento de 2017, Juan Guaidó.

Esa figura fue reconocida por múltiples gobiernos, entre ellos por el de Estados Unidos, encabezada por el hoy expresidente republicano Donald Trump. La estrategia pasó originalmente por pedir el “cese de la usurpación”, la creación de un “gobierno de transición” y la celebración de “elecciones libres”. El plan no alcanzó esas metas.

Según publicó el diario Financial Times, los partidos opositores discuten un plan para terminar el gobierno interino y que Estados Unidos allane la posibilidad de aliviar las sanciones petroleras contra el oficialismo venezolano.

Esta estrategia consistiría en “rediseñar todo sin Guaidó” como presidente interino, contó una de las fuentes al periódico inglés. La figura del interinato está “reñida con la realidad” política de Venezuela y de la comunidad internacional, dijo una fuente al periódico.

El plan contaría con el beneplácito de tres de los cuatro principales partidos de oposición: Primero Justicia, Acción Democrática y Un Nueo Tiempo, de acuerdo con el Times.

 

El gobierno interino tiene un mandato muy claro: lograr una elección libre y justa”
Juan Guaidó, líder opositor venezolano

CNN En Español, por su parte, citó a dos “fuentes cercanas al liderazgo opositor” para indicar que la experiencia del interinato “terminará en enero de 2023”. Este medio citó una fuente diplomática para afirmar que “Estados Unidos planea quitarle el reconocimiento de presidente interino en enero, cuando comience un nuevo periodo de sesiones legislativas”.

El interinato de Guaidó tiene fundamento en el llamado Estatuto que rige la transición a la democracia para restablecer la vigencia de la Constitución de Venezuela, aprobado por los legisladores opositores electos en 2015 y renovado hasta el 31 de diciembre de 2022.

El próximo año, se tiene prevista la celebración de elecciones primarias dentro de la oposición venezolana para elegir a un candidato unitario de cara a las presidenciales de 2024, muy probablemente en contra del abanderado oficialista Nicolás Maduro.

Fuentes de la oposición consultadas por la Voz de América dan por sentado que Guaidó será el candidato en esas primarias del partido donde militaba, Voluntad Popular.

Fecha de caducidad

La mañana de este viernes, el periodista de CNN Juan Carlos López comunicó en Twitter que un alto funcionario del gobierno estadounidense manifestó a su cadena periodística que la Casa Blanca sigue reconociendo a Guaidó como presidente interino, si bien añadió: “depende del Gobierno interino decidir si quiere continuar en un estado reconocible”.

Este viernes, Guaidó contestó a ese mensaje desde su cuenta de Twitter. “Los Estados Unidos ratifica, una vez más, su reconocimiento a nuestra Constitución. La AN electa en 2015 y la presidencia encargada son un mandato constitucional hasta una elección libre que nos deben desde 2018”, cuando Maduro se reeligió en una elección tachada de fraudulenta.

Luego, en una entrevista en vivo con CNN En Español, el líder opositor ratificó que su interinato tendría caducidad cuando se concrete una elección presidencial “libre y justa”.

“El gobierno interino es una realidad constitucional, una necesidad producto del vacío de poder en 2018. Tiene un mandato muy claro: lograr una elección libre y justa”, insistió.

El año pasado, Guaidó llamó a un proceso de negociaciones con el chavismo que bautizó como un “acuerdo de salvación nacional” y que incluía un programa de ayuda humanitaria.

Esas negociaciones se inauguraron formalmente en Ciudad de México con la firma de un memorando de entendimiento entre los delegados jefes de la Plataforma Unitaria y del gobierno de Maduro, con la facilitación del Reino de Noruega.

Luego de tres rondas de conversaciones y de dos acuerdos -uno parcial y otro total sobre la reivindicación del derecho sobre el Esequibo- el proceso se suspendió en octubre de 2021.

El oficialismo decidió retirarse por la extradición a Estados Unidos del empresario colombiano Alex Saab, a quien Caracas identifica como su enviado con rango diplomático para asuntos humanitarios y al que la oposición tacha de testaferro de Maduro.

Esta semana, una delegación de la Plataforma Unitaria opositora se reunió en Washington DC con altos voceros del Departamento de Estado de Estados Unidos. James Story, embajador norteamericano ante Venezuela, dijo este jueves que se está “casi a punto” de retomar las negociaciones en Ciudad de México, aunque pidió “paciencia” al pueblo y los involucrados.

Procurador especial de Venezuela defiende trabajo de Guaidó

Por su parte, el procurador especial de Venezuela designado por Juan Guaidó, Enrique Sánchez Falcón, también se posicionó defendiendo el trabajo que, a lo largo de estos años, ha hecho el líder de la oposición, al tiempo que recordaba que sus acciones, en ningún caso, están “reñidas con la realidad”, tal y como apuntaban ambos medios.

“¿A cuál realidad se referirán? ¿Acaso será irreal que desde hace ya más de 3 años Maduro está intentando infructuosamente posesionarse del oro de Londres y aún no ha podido?”, comentó al respecto.

Además, señaló que las fuentes que hablaron sobre este tema con Financial Times y CNN en Español pudieran tener “intereses inconfesables” para alinearse con el gobierno de Nicolás Maduro.

“Dudo que los entrevistados del Finantial Times ignoren lo expuesto. Obviamente aluden a una realidad paralela determinada por intereses inconfesables”, manifestó.